Ladykillers

Sinopsis

Los hay que nacen con estrella y otros, estrellados. Nadie sabe a qué grupo pertenece Goldthwait Higginson Dorr (Tom Hanks), Doctor en Filosofía. Lo que sí es cierto es que su verborrea prominente le permite salir airoso de cualquier situación comprometida que se le presente. Lo que nadie sabe es que bajo esa apariencia de profesor sabio y charlatán se esconde un auténtico cerebro que prepara lo que podría ser el golpe del siglo. Para eso reúne a una "troupe" de lo que él considera "expertos" en las materias necesarias para llevar a cabo el robo. En primer lugar está el informante Gawain MacSam (Marlon Wayans), el hombre que se introducirá como limpiador en el casino que deben robar. Después está El General (Tzi Ma), el hombre experto en túneles; Garth Pancake (J.K. Simmons), el especialista en explosivos; y Lump (Ryan Hurst), un ex-jugador de fútbol americano que es pura fuerza, aunque su cerebro esté lleno de serrín. Para llevar a cabo el robo, Goldthwait busca el lugar perfecto para empezar a cavar el túnel que les debe llevar al lugar donde se guarda el dinero del casino flotante. Y lo encuentra en el sótano de una casa propiedad de una confiada y piadosa ancianita llamada Sra. Munson (Irma P.Hall). pero para no despertar sospechas el profesor le explica que su afición es la música sacra, y que el sótano es el lugar ideal para ensayar con la banda, que la componen los "expertos". Pero éstos no resultan ser tan expertos como podía pensarse en un primer momento, y van surgiendo discrepancias entre ellos. Y por si fuera poco, todos ellos subestiman a la agradable ancianita...