Lejos del cielo

Sinopsis

Estamos en el invierno del año 1957. Los Whitaker forman la familia perfecta, la envidia de todos los habitantes del pequeño pueblo de Hartford (Connecticut). Viven en un barrio residencial, en una casa decorada espléndidamente, con un inmenso jardín y donde se organizan fastuosas fiestas donde asisten las personas más importantes del lugar. Cathy Whitaker ( Julianne Moore ) es ama de casa, muy preocupada por cuestiones sociales en las que ocupar el tiempo que le deja el cuidado de sus hijos. Su marido es Frank ( Dennis Quaid ), el directivo de una importante empresa que se dedica a la elaboración de aparatos de televisión. Ambos son admirados por todos, tanto que incluso han protagonizado un anuncio de la empresa de Frank. Pero esa felicidad es aparente, porque él tiene un secreto que hasta ahora nadie conocía: tiene tendencias homosexuales. Visita bares de ambiente, cines,... Él cree que se trata de una enfermedad, porque asegura que ya le pasó hace tiempo. Una noche Cathy va a la oficina de Frank para llevarle la cena, y sorprende a su marido besándose con otro hombre. Ella le convence para que visite a un psiquiatra, y él acepta. Como no puede explicárselo ni a su mejor amiga, Eleonor ( Patricia Clarkson ), Cathy entabla amistad con el jardinero Raymond Deagan ( Dennis Haysbert ), un hombre de color viudo, con una hija, y que tiene su propio negocio. Así comienzan los cotilleos sobre una supuesta relación entre ambos. Las vidas de todos ellos van a cambiar para siempre.