Un final made in Hollywood

Un final made in Hollywood

Sinopsis

Val Waxman ( Woody Allen ) es un director cinematográfico que logró en dos ocasiones el Oscar, el máximo premio para un cineasta en Hollwyood, pero que con el tiempo se ha convertido en un neurótico fracasado que anhela desesperadamente regresar a la primera línea del cine actual. Cuando se presenta la ocasión, se ve en una encrucijada: trabajar para su exmujer Ellie ( Téá Leoni ), quien le abandonó para irse con el jefe del estudio ( Treat Williams ) que se halla al cargo de la financiación de la película; o perder esa última oportunidad, evitando así tener que mantener de nuevo una relación dolorosa. Este artista pisoteado va a tener la ocasión de reavivar la pasión por su trabajo. ¿Cuál es el problema? Que la oportunidad dorada la promueve, intercediendo por él, la más impensable de las animadoras, la que le da un apoyo incondicional: Ellie, su exesposa. También se convierte en la ocasión para que el abatido y marginado Val intente por última vez reencender la mecha de cualquier pasión residual que pudiera todavía quedar entre él y Ellie. ¿Cuál es el inconveniente? Hal, el jefe del estudio que maneja el dinero de lo que tiene que ser el regreso del director, resulta ser el amante y jefe de Ellie... el hombre que ella prefirió a Val. Y es que la vida refleja el arte en más de un modo distinto. El cine dentro del cine se convierte en el marco donde el fracasado director Val Waxman quiere recuperar algo más que únicamente su marchita carrera. ¿Lo hará? Tal vez su ceguera psicosomática sea un problema. O una ventaja. Quien sabe.