El tranvía habrá que desmontarlo

El PSOE, empujado por CHA, está promoviendo el tranvía diciendo a los ciudadanos que es más barato que el metro. No es exactamente cierto, pues cada kilómetro de metro subterráneo que se construya, cueste lo que cueste, es obra para siempre.
En cambio, los kilómetros de tranvía que se piensan construir lo serían para unos años; dentro de no mucho habría que desmontarlo al comprobar el desastre circulatorio que ocasionaría y sus pocas o nulas ventajas. Así se hizo hace bastantes años.

¿Qué dirían los usuarios al comprobar que su trayecto se había reducido en sólo dos o tres minutos y que el billete les costaría bastante más? Y si esto va a ser así, que lo será, ¿a quién acudiremos los zaragozanos para exigir responsabilidades por una obra de muchos millones que no fue bien meditada?

Ahora, aún estamos a tiempo de parar los caprichos políticos con nuestra protesta ciudadana, serena y pacífica, pero eficaz. Hagamos algo.