Mano dura a los del ‘spray’

Hace un mes y medio que he cogido el traspaso de un local cerca de la plaza de Balmis. Después de arreglarlo todo, hace unos días me llevé un gran susto, al ver un enorme graffiti en la fachada. Tuve que contratar a una empresa de limpieza y encima me costó mucho dinero. En mi modesta opinión, tendría que estar la Policía de paisano patrullando por todas estas calles para pillar a estos graffiteros destruyendo nuestras fachadas con el spray y meterles una multa gigantesca. Porque lo que no puede ser es que tengamos que gastarnos el dinero por culpa de ellos. ¿Es que no pueden pintar en sus casas? No, es mejor pintar en la de los demás. Espero que la Policía nos ayude de una vez a eliminar a estas pandillas, que no hacen más que fastidiar al ciudadano.