Benditas elecciones

Llevamos dias en Madrid con las calles revueltas, llenas de camiones, máquinas de asfalto, escarbadoras, apisonadoras, calles cortadas, etc., y es que se aproximan las elecciones y el sr. alcalde tiene que demostrar que es el mejor. Yo pregunto: ¿por qué no se arreglaron las calles en su día cuando se veían los charcos que se formaban al llover, cuando íbamos en el autobús y nos llevábamos unos vapuleos impresionantes, al coger las ruedas los tremendos agujeros...? No, todo había que dejarlo para la propaganda electoral. ¡Una vergüenza¡ Queridos vecinos vayan al estadio Vallehermoso y vean el barbecho que le ha sustituido (éste creo que es de la Comunidad). Los vecinos de Chamberí y adyacentes no podrán bañarse este verano en su preciosa piscina porque está hecha un rastrojo. Pero no vayan tampoco a la de la Latina (ésta del Ayuntamiento), ya no existe.