Patrocinado por

Evitar que los envases acaben contaminando el entorno es más fácil gracias a este nuevo hito en eco-innovación, con el que la empresa sigue trabajando para lograr ‘Un Mundo sin Residuos’. Se trata de un nuevo cierre que permite a los consumidores reciclar la botella junto al tapón, previniendo así su pérdida.

¿Cómo se abren los nuevos tapones de Coca-Cola?

¿Cuándo llegan a España?

Los tapones adheridos están disponibles en nuestro país desde octubre de 2022.

¿En qué marcas y formatos se han lanzado?

¿Están disponibles en mi provincia?

Ya puedes encontrar los envases con los nuevos tapones en Andalucía, Aragón, Baleares, Castilla-La Mancha, Cataluña y Extremadura, así como en otros puntos del país.

A lo largo de 2023 y de 2024 la implementación de los nuevos cierres se irá extendiendo al resto de España, hasta llegar a todas las regiones y marcas de todos los envases de plástico PET de Coca-Cola, incluyendo bebidas con gas, sin gas y agua.

En una primera fase se han lanzado 75 millones de envases con los nuevos tapones, que se fabricarán hasta 2022 en las plantas que tiene Coca-Cola en Barcelona y Sevilla, aunque el plan es que durante los dos próximos años se vayan convirtiendo el resto de plantas.

Una apuesta innovadora que ayudará a los consumidores a reciclar

La sostenibilidad está marcando el paso en el terreno de la innovación y en la búsqueda de soluciones que ayuden a contaminar menos. Dentro de su estrategia global ‘Un Mundo Sin Residuos’, Coca-Cola busca evitar que sus envases terminen contaminando el entorno. Por eso,  introduce ahora los nuevos tapones adheridos a la botella, que permiten reciclar ambos elementos de una manera mucho más fácil e implican a los consumidores en la recogida y el reciclaje de los envases.

Desarrollados en el centro de I+D de Coca-Cola en Bruselas, suponen un gran avance para la compañía en su apuesta por la eco-innovación. En el proceso de diseño, en el que han participado sus proveedores, se han valorado distintas propuestas hasta dar con la opción más cómoda y agradable para los consumidores. El cierre resultante garantiza la seguridad y la calidad que caracterizan a las bebidas de Coca-Cola, y a la vez, cumple con los requisitos de la directiva europea.

Fruto de este trabajo ha sido el nuevo tapón adherido a la botella. Un cierre hermético muy innovador que consiste en un enlace formado por dos brazos dispuestos entre el anillo que rodea el cuello de la botella y el tapón, y de una lengüeta de tope que se ha incorporado al mismo. El sistema de apertura es como el de una botella estándar, con la diferencia de que ahora el tapón permanece adherido al envase y se queda fijo una vez que se desenrosca. En el nuevo tapón se puede leer: “Estoy unido para reciclarme mejor”, con el doble objetivo de explicar a los consumidores el funcionamiento del nuevo cierre y para incentivar la recogida y el reciclaje del envase completo.

Y es que Coca-Cola sigue trabajando para incentivar el reciclaje, la economía circular y la sensibilización de los ciudadanos y, por eso, busca con sus diseños dar un paso más hacia la sostenibilidad y el cuidado de la naturaleza. Por eso ha lanzado este cierre para sus envases, consiguiendo así, además, adelantarse a los requisitos de la directiva europea sobre plásticos de un solo uso, que entrará en vigor en julio de 2024.

El lanzamiento de los tapones adheridos fue precedido de una prueba piloto de 10 semanas que se puso en marcha en España en verano de 2021 y la cual replicarían después otros países europeos.

Ahora que el tapón y la botella están más unidos que nunca, no queda ninguna duda: juntos reciclamos mejor.