El Vaticano ha decidido que el limbo ya no existe

El Vaticano ha decidido que el limbo ya no existe

Los niños muertos sin bautizar, desde ahora irán al cielo, por misericordia divina. Una comisión teológica estudia esta modificación.
Misericordia divina. Un dogma de fe. Dios es misericordioso para la Iglesia Católica. Pero hasta ahora, al menos tradicionalmente, no la dispensaba a los niños que morían sin bautizar, ya que eran mandados a ese «vacío legal» llamado limbo, y era imposible que llegaran al cielo.

Una comisión teológica internacional se encuentra revisando en el Vaticano la teoría del limbo, y todo indica que los teólogos decidirán deshacerse del limbo con esta premisa: la misericordia divina basta para enviarlos al cielo.

No es dogma de fe

Este asunto fue de máxima importancia para el Papa Juan Pablo II, quien ya encomendó en octubre de 2004 al actual Pontífice Ratzinger la creación de esta comisión. Sin embargo, el limbo jamás ha sido reconocido como un dogma de fe, sino más bien como construcción de las discusiones teológicas desde el medievo para saber qué ocurría con aquellos justos que morían sin ser bautizados, y por lo tanto con pecado original, lo que les impedía acceder al cielo.

El limbo se convertía en una suerte de lugar donde reposaban las almas sin la presencia de Dios, sin sufrimiento, del mismo modo que los justos esperaron en el seno de Abraham a Cristo y al bautismo para poder salvarse.

A pesar de todo, para la teología no reviste tanta importancia. «El limbo no tiene fundamento histórico ni bíblico, esta decisión llega algo tarde si tenemos en cuentra los sufrimientos innecesarios para muchos padres al pensar que su hijo no había ido al cielo al no estar bautizado», dice Juan José Tamayo, catedrático en teología de la Universidad Carlos III.

«Se trataba nada más que de un medio coercitivo basado en el miedo para obligar a los padres a que bautizasen a sus hijos», añade.

Contra los homosexuales

El último documento aprobado por el Papa Benedicto XVI prohíbe admitir en los seminarios ni el sacerdocio a quienes practican la homosexualidad, presentan dichas tendencias profundas o apoyen la cultura gay. El mismo texto habla de la homosexualidad como inclinación «desordenada», aunque subraya que no se debe aplicar la «discriminación» con estas personas. El Vaticano dijo ayer que no se aplicará a los curas ya ordenados en el sacerdocio.

Otras matizaciones

El infierno: El Vaticano rectificó en 1999 y dijo que el infierno no era un lugar, sino una situación en la que se encuentra el alma.

Galileo: El físico Galileo Galilei, alejado de la Iglesia por defender las tesis copernicanas de que la Tierra giraba alrededor del sol, fue rehabilitado por Juan Pablo II en 1992, más de 300 años después de su muerte.

Inquisición: Juan Pablo II en sus Reflexiones de 1994 pidió perdón por la Inquisición, la violencia y la poca implicación de la Iglesia contra el Holocausto.

Otras religiones: En 1994, el Papa visitó el Sinaí para cerrar las heridas con judíos y musulmanes.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/70065/0/Vaticano/limbo/decidido/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios