La tarjeta resiste al pago con el móvil

MiBolsillo

Consumo. Ahorro e inversión. Fiscalidad.

La tarjeta resiste al pago con el móvil

Tarjeta
Imagen de un datáfono en el momento de efectuar un pago con tarjeta. (UNIVERSALPAY)

El uso de la tecnología está creciendo en todos los ámbitos. Para el sector bancario se ha convertido en una de sus prioridades estratégicas. El objetivo es ofrecer al cliente lo que demanda y conseguir que permanezca en la entidad.

En los últimos años el desarrollo de servicios online financieros ha sido espectacular. Hoy ya es posible hacer innumerables operaciones en la mayoría de las entidades sin necesidad de ir a la oficina. Los pagos a través del móvil están teniendo un notable éxito, especialmente entre los más jóvenes. Pero esta tendencia no ha restado peso a las tarjetas físicas tradicionales. Es más, siguen creciendo en número.

El Banco de España tenía contabilizadas al cierre del segundo trimestre de 2017 un total de 77,25 millones entre crédito (50,85 millones) y débito (26,40 millones). Son más tarjetas que personas hay en España, y arrojan un crecimiento del 3,7% con respecto al cierre de 2016 y del 10% sobre 2006, un año antes de que comenzara la crisis económica.

Además, los cobros efectuados con este soporte físico superan ya a las retiradas de efectivo en los cajeros. Con fecha de junio, se habían realizado compras en tienda con tarjeta por valor de 63.839 millones de euros, frente a los 58.500 millones obtenidos a través de la máquina expendedora de la entidad correspondiente.

Algunos factores que argumentan estas cifras se encuentran en las comisiones que aplican algunos bancos por retirar dinero en cajeros ajenos frente a la comodidad y facilidad del pago con tarjeta. Asimismo, según un estudio del comparador online Rastreator, las tarjetas son "también uno de los grandes aliados de los españoles que necesitan un extra económico para llegar a fin de mes. Bien sea por la posibilidad de aplazar el pago o de hacerlo con una cuota fija de forma periódica, el 22% de la población se financia a través de tarjetas de crédito". Con esta opción hay que tener especial cuidado, ya que los bancos suelen aplicar intereses altos.

Los cobros efectuados con tarjeta superan ya a las retiradas de efectivo en los cajeros

Por su parte, la consultora Simon-Kucher, especializada en gestión de precios, enumera tres razones para explicar por qué las personas tienden a comprar, pagar y gastar más cuando utilizan tarjetas de crédito. La primera es que el pago pasa más desapercibido que cuando se manejan billetes o monedas. La segunda es el límite, más amplio en el soporte físico que la cantidad que podemos llevar en el monedero. La tercera explicación estaría en que el pago en efectivo da una sensación instantánea de separación y pérdida de efectivo.

A pesar de las cifras actuales, el futuro apunta a que será bien distinto. Los expertos reunidos recientemente en Madrid en la quinta edición de Mobile Commerce Congress coincidieron en apuntar que el uso del móvil para efectuar pagos irá progresivamente desbancando a la tarjeta física. De hecho, más del 86% de los jóvenes de entre 25 y 35 años ya utiliza las nuevas tecnologías –como smartphones– con esa finalidad, según el informe de Rastreator.

Tipos de tarjetas: las diferencias

  • Débito: el pago de la compra se carga inmediatamente en la cuenta bancaria del titular y se descuenta del saldo que tenga en ese momento. Por tanto, solo permite gastar hasta el límite de sus fondos.
  • Crédito: el pago es aplazado. Se pueden usar incluso si no se tiene dinero en la cuenta, ya que el pago se aplaza hasta el mes siguiente y se devuelve de la manera establecida en el contrato. El banco cobra intereses.
  • Virtual: diseñadas para efectuar compras por Internet de forma segura y rápida, sin necesidad de usar nuestros datos personales. También se conocen como e-cash. Tienen límite de saldo y son recargables.
  • Fidelización: el banco bonifica al cliente cuanto más la use. Descuentos en gasolineras, puntos para conseguir vuelos más baratos o descuentos en coches de alquiler son algunas de las ventajas.
  • Revolving: permiten hacer compras y pagarlas a plazos, pero con un crédito limitado, que es del que puede disponer el cliente. Cuando se paga la deuda, el saldo en la tarjeta vuelve a reponerse.
  • Solidarias: algunos bancos disponen en su oferta de este tipo de tarjetas. Cuando un cliente la usa, el banco destina un porcentaje de la compra a una ONG. Aplican comisiones.
  • Comercial: las emiten los comercios con acuerdos de entidades. Permiten financiar la compra y tienen ventajas.

A tener en cuenta antes de firmar

Lo primero que hay que tener en cuenta es qué tipo de tarjeta nos conviene según nuestro estilo de vida. No la elijas simplemente por una oferta de la entidad financiera. Mira al detalle los costes que pueda acarrear una tarjeta solo por tenerla. Las comisiones más conocidas son las de emisión y mantenimiento; pero hay muchas más.

Los pagos aplazados suponen un gasto adicional para el cliente, ya que la entidad aplica una TAE que suele estar por encima del 10% en la mayoría de los casos. Compara ofertas. A veces las condiciones de una tarjeta al contratarla son mejores que con el paso del tiempo. Hay que comprobar las promociones, a qué están sujetas y por cuánto tiempo.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/3168460/0/pago-movil-comparado-tarjeta-debito-credito-cual-interesa-mas/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Cerrar

Mostrar gráfica

¿Cómo leer la gráfica?

  • Hay tres variables que se distinguen por colores: ECO de 20minutos.es, en rojo; ECO en redes sociales, en verde, y ECO total (una combinación de los dos anteriores), en azul. El usuario puede activar o desactivar cada una de ellas en cualquier momento con los botones que aparecen justo debajo de la representación gráfica.
  • Al pasar el ratón por cada punto de la gráfica aparecerá el valor (en porcentaje) de cada una de las variables que estén activadas en una fecha y una hora concretas.
  • Zoom: Al seleccionar una zona de la gráfica cualquiera, esta se ampliará. Automáticamente aparecerá un botón a la derecha con las letras reset zoom. Pinchando ahí, la gráfica volverá a su posición inicial.

Más información