Versión impresa

El mejor amigo del cavernícola

El acto de escarbarse los dientes es, posiblemente, la costumbre humana más antigua.

Basándose en fósiles encontrados con ranuras en las raíces de los dientes, la paleontóloga Leslea Hlusko mantiene que los homínidos de hace 1,8 millones de años ya usaban palillos. Estos humanos primitivos usaban tallos de pasto como mondadientes; el pasto contiene silicio abrasivo que explicaría las grietas entre los dientes de los antiguos y que los modernos no tenemos, gracias al palillo de madera.

La primera referencia de un mondadientes es de la literatura médica hindú, que allá por 1.500 a. C. lo denominaba danta-kashuta (diente-ramita). Es probable que este elemento fuera tomado del budismo, que obligaba a usar el shiki o escarbadientes para limpiarse la boca antes de hablar con Buda. Esta ceremonia pasó a China, luego a Japón y de ahí a Occidente, donde los griegos y romanos se aficionaron al mondadientes masticable.

Y es que el palillo también se masca. Será por eso que forma parte de la imaginería del caduco macho ibérico. Lo que Clint Eastwood imponía con un purito en la boca, en la piel de toro se lograba con un palillo. Aunque aquí lo manejamos mejor: unos 8.800 americanos, según las aseguradoras médicas, se atragantan al año con un palillo.

Palillos hay muchos

En casa triunfan los planos o redondos. En la hostelería son obligatorios los palillos enfundados o en palilleros cerrados. A falta de uno, una tarjeta de visita o la uña del meñique puede servir para hurgarse la boca.

Los animales también le dan. El pez ángel come entre los dientes del tiburón Martillo y el castor utiliza un pequeño hueso de su pene como efectivo mondadientes.

España, potencia mundial en el uso de palillos, no produce ni uno. Todos vienen de países asiáticos, donde la madera de abedul (para los redondos) o de chopo (para los cuadrados) es más abundante. Una fábrica puede producir 20 millones de palillos al día. Casi los mismos que utilizó un hongkonés para construir el puente de palillos más grande del mundo, con un peso de 120 kg. Se tiró 5 años haciéndolo. Un trabajo de chinos.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/1920/0/mejor/amigo/cavernicola/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios