El Príncipe Guillermo, furioso por el acoso de la prensa a su novia

Guillermo de Inglaterra
Guillermo de Inglaterra y Kate Middleton (© Korpa). (© Korpa)
  • Su madre, Diana de Gales, murió en un accidente cuando era perseguida por unos paparazzis.

Al tiempo que comienza en Londres la investigación judicial de las circunstancias de la muerte , hace casi diez años, de la princesa Diana de Gales, víctima indirecta de la persecución de la prensa, la novia de su hijo Guillermo, Kate Middleton, comienza a sufrir un acoso similar.

Según varios medios de comunicación británicos, el príncipe Guillermo,  está preocupado y "furioso" por lo que, percibe como una invasión de la intimidad de su novia. El hijo mayor del Príncipe Carlos, tras el paréntesis navideño, vuelve ahora al cuartel de su regimiento de caballería, los "Blues and Royals of the Household Cavalry", cerca del castillo de Windsor.

Hasta una decena de fotógrafos se han apostado frente a la casa de Middleton, en el lujoso barrio londinense de Chelsea, dispuestos a disparar sus cámaras en cuanto la joven, que cumple este martes 25 años, abandona el edificio camino a su trabajo en una cadena de almacenes de ropa de vestir.

Los paparazzi tienen a su disposición automóviles y motocicletas, y muchos recuerdan inevitablemente a Diana, a la que desde que se anunció su compromiso con el príncipe de Gales no dejaron tranquila ni un momento.

El príncipe Guillermo está furioso por el acoso que sufre su novia, a la que ya se conoce como "la nueva Lady Di"

Aquella persecución implacable acabó de modo trágico con la muerte de la princesa, ya separada de Carlos, y de su novio, Dodi Al-Fayed, hijo del dueño de los famosos almacenes Harrods, de Londres, en un túnel parisino, el 31 de agosto de 1997, cuando el conductor del automóvil en el que viajaba intentaba burlar a los fotógrafos.

El acoso de la igualmente telegénica Kate Middleton por parte de los cazadores de imágenes se ha intensificado desde que comenzaron a correr rumores sobre un próximo compromiso de la joven con el tercero en la línea de sucesión al trono de Inglaterra.

"Es la nueva Diana, declaraba el fin de semana el diario The Daily Telegraph" Trevor Adams, de la agencia Matrix Syndication.

Al príncipe Guillermo, de 24 años, no puede escapársele lo irónico de la situación, señalaba ese periódico, al referirse al hecho de que mientras la juez de instrucción Elizabeth Butler Sloss trata de llegar a conclusiones definitivas sobre la muerte de su madre , su novia se enfrenta al mismo problema que contribuyó trágicamente a la muerte de la popular princesa.

En efecto, el informe de la investigación policial en torno a la muerte de Diana -que costó al erario público el equivalente de más de 5 millones de libras- desestimó la teoría de que Diana hubiese sido asesinada y atribuyó su muerte al exceso de velocidad del automóvil, cuyo chófer había ingerido demasiado alcohol, pero responsabilizó en parte también a la persecución de los paparazzi.

Acuerdo de respeto roto

Mientras Guillermo y Kate Middleton estudiaban en la universidad escocesa de St. Andrews, donde se conocieron, los medios de comunicación respetaron su intimidad gracias a un acuerdo entre la Casa del Príncipe, la Comisión de Quejas de la Prensa y los directores de periódicos, pero esa protección ha dejado de existir.

El cerco de los fotógrafos ha obligado últimamente a buscar protección policial para Middleton y el pasado viernes un total de diez agentes fueron los encargados de protegerla cuando abandonaba una discoteca en compañía del príncipe.

Este está al parecer especialmente irritado por los titulares de algunos de los mismos tabloides que persiguen a su novia y que en los últimos días insinuaban que Kate Middleton, que de momento no tiene derecho a ningún tipo de protección oficial porque no es miembro de la familia real, estuviese recibiendo un trato especial.

Los abogados del Príncipe de Gales han advertido a la prensa de las consecuencias que entrañaría la publicación de fotos de los paparazzis

 

Un portavoz de la Casa Real calificó de ridículas esas críticas y afirmó que como cualquier otra persona, Kate Middleton "tiene derecho a ser protegida del acoso y hostigamiento cada vez más agresivo de los fotógrafos".

"Kate es una mujer inteligente y natural, pero hay siempre un límite a la paciencia. La situación se está tornando insoportable", declaró otra fuente de Palacio al "Sunday Telegraph".

Según algunos ayudantes de Guillermo, éste quería saber las implicaciones para su novia de un juicio que ganó ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, en Estrasburgo, la princesa Carolina de Mónaco en 2004 frente a los paparazzi alemanes.

La monegasca logró entonces que se prohibiera a la prensa alemana publicar fotografías de su persona y de sus hijos para no violar su intimidad.

Según el citado dominical, los abogados del príncipe de Gales han escrito mientras tanto a los directores de periódicos y revistas para pedirles contención y recordarles que si publican las fotografías de los paparazzi deben también responsabilizarse del comportamiento de éstos.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/189314/0/principe/guillermo/paparazzi/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios