Versión impresa

Juzgan desde este viernes a la acusada de raptar y llevarse a su sobrina a México

El Juzgado de lo Penal número 18 de Barcelona acoge este viernes la vista oral contra Cristina C.P., la mujer de origen mexicano acusada de un delito de sustracción de menores después de que raptara y se llevara presuntamente a su país natal a la pequeña Ximena después de que su excuñado y padre de la menor, Alfredo Márquez, denunciara los hechos por lo que lleva más de tres años tratando de conseguir la custodia efectiva de su hija.

El Juzgado de lo Penal número 18 de Barcelona acoge este viernes la vista oral contra Cristina C.P., la mujer de origen mexicano acusada de un delito de sustracción de menores después de que raptara y se llevara presuntamente a su país natal a la pequeña Ximena después de que su excuñado y padre de la menor, Alfredo Márquez, denunciara los hechos por lo que lleva más de tres años tratando de conseguir la custodia efectiva de su hija.

La Fiscalía interesa para la acusada dos años de prisión según consta en su escrito de calificación provisional, consultado por Europa Press, en el que detalla que los padres de la menor se trasladaron en junio de 2008 su residencia habitual de México a Barcelona con el fin de "fijar su residencia habitual en suelo español", algo que realizaron con "premura" ya que la madre de la pequeña debía iniciar un tratamiento médico debido "a una grave enfermedad".

Aunque la pequeña quedó a cargo de la familia materna en México, los padres dieron "expresas instrucciones de trasladarla a España" una vez se hubieran establecido, de forma que a finales del mismo mes de junio otorgaron una autorización vía notarial para que la acusada, entre otros familiares, pudieran viajar desde México a España con la menor, así como para que "obtuviera la documentación necesaria a tal fin".

Así, a finales de octubre de 2008 la acusada viajó a Barcelona acompañada de la menor, quien pasó a residir en la nueva casa de sus padres. No obstante, el 2 de enero de 2009, Cristina C.P. "sin comunicación previa y en contra de los expresos deseos de los progenitores" retornó a México "llevándose consigo a la menor", de forma que fijó el domicilio de la misma en la casa de los abuelos maternos.

El fiscal señala que pese a los "diversos requerimientos" efectuados por los padres de la niña tras conocer los hechos, así como por los realizados por el padre en solitario después de que su esposa falleciera a finales del mismo mes del presunto rapto, todos ellos "infructuosos" por la "consciente actitud obstaculizadora desplegada por la acusada".

Con esto, el padre de la niña, natural de Almería e ingeniero técnico agrícola de profesión, ha realizado desde entonces diversos viajes a México "generándose un perjuicio económico" toda vez que se le ha "privado de forma irreparable" de mantener una "relación ordinaria" con la niña, sentido en el que solicita también la "inmediata restitución de la menor" a su padre así como una indemnización en concepto de responsabilidad civil de 15.000 euros más el abono de facturas.

Al juicio, para el que ya se ha dictado auto de apertura oral y que se celebrará este viernes en el Juzgado de lo Penal número 18 de Barcelona, asistirá el padre de Ximena que viajará desde México, donde desde hace unos años ha establecido su residencia habitual para poder asistir al régimen de visitas que se le reconoció por los tribunales mexicanos en abril de 2012.

En lucha desde 2009

Alfredo Márquez lucha desde 2009 por conseguir la custodia efectiva de su hija Ximena después de que su excuñada se quedara con la menor cuando a su mujer le detectaron una leucemia linfoplástica, por lo que se desplazaron hasta España para ser atendida en el Hospital Clinic de Barcelona. Una vez instalados ahí, la excuñada de Márquez viajó a Barcelona cuatro meses después con la pequeña para realizar una donación de médula para su hermana.

Pese a todos los esfuerzos, la esposa de Alfredo Márquez murió, si bien semanas antes del fallecimiento, la tía mexicana de Ximena volvió a su país con la menor, a la que sacó al país de forma "irregular", puesto que no contaba con el consentimiento paterno para realizar el viaje, según ha contado a Europa Press la familia paterna. Así las cosas, los familiares mexicanos de la niña se negaron a facilitarle contacto con la menor, por lo que tuvo que denunciar su desaparición.

Desde entonces Alfredo Márquez reside en el país mexicano para conseguir estar con su hija, a la que, según reconocen los familiares, "apenas conoce" ya que los contactos que ha podido mantener con ella han estado "sesgados" por los abuelos y tíos mexicanos de la menor.

Contactos con el gobierno

La lucha por recuperar a Ximena también se ha mantenido desde España, donde la hermana de Alfredo Márquez mantiene contacto con el Ministerio de Asuntos Exteriores y diputados nacionales para que la menor vuelva a España y ha organizado manifestaciones públicas para reivindicar su caso.

En esta línea, el pasado 13 de marzo el portavoz adjunto en el Congreso de los Diputados, Rafael Hernando, mantuvo una reunión con el embajador de México en España, Francisco Ramírez Ruiz, para analizar el caso ya que, además, los tribunales mexicanos otorgaron la patria potestad de la menor de seis años al padre.

Consulta aquí más noticias de Almería.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/1784334/0/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios