Versión impresa

Tractores y cosechadoras vuelven a salir convocados por UPA y COAG en contra de una PAC que ataca a Andalucía

Varios centenares de tractores y cosechadoras han vuelto a salir a la carretera en una nueva tractorada convocada por UPA-A y COAG-A, con la que se continúa con la "movilización permanente" iniciada en Jerez (Cádiz) para advertir de que la reforma de la Política Agraria Común (PAC), que en estos momentos se debate en Bruselas, "ataca frontalmente" los intereses de Andalucía.

Varios centenares de tractores y cosechadoras han vuelto a salir a la carretera en una nueva tractorada convocada por UPA-A y COAG-A, con la que se continúa con la "movilización permanente" iniciada en Jerez (Cádiz) para advertir de que la reforma de la Política Agraria Común (PAC), que en estos momentos se debate en Bruselas, "ataca frontalmente" los intereses de Andalucía.

Después de Jerez, Lebrija, Andújar, Córdoba y Mancha Real, este jueves los tractores han tomado el municipio sevillano de Los Palacios, así como la A-4, en una nueva manifestación coordinada entre UPA y COAG que ha recorrido la principal carretera de la comunidad partiendo desde la pedanía de El Trobal.

Los secretarios generales de UPA-A, Agustín Rodríguez, y COAG-A, Miguel López, han afirmado que "no es posible construir más agricultura y más ganadería con menos presupuesto y con menos normas de mercado".

A su juicio, no es posible aceptar que la fórmula de ayudas vaya dirigida a desincentivar la agricultura y ganadería productiva para "premiar aquellas hectáreas no productivas cuyo único objetivo va a ser el cobro de las ayudas de la UE, restando así capacidad para seguir manteniendo lo que hoy es la primera industria en Andalucía, que mueve más de 14.000 millones de euros y genera millones de puestos de trabajo".

De ahí que los dos secretarios generales coincidan en afirmar, de manera rotunda, que es "absolutamente imprescindible" una política comunitaria con el mismo cheque presupuestario que ha llegado hasta Andalucía hasta ahora y con reglas básicas que permitan recuperar los precios en origen.

En ese sentido, los secretarios generales de UPA y COAG en Andalucía han recordado que la reforma que propone Europa "no apuesta por el tejido productivo, ni por los profesionales agrarios, ni por la diversidad productiva, elementos clave para Andalucía", de manera que la propuesta que se baraja "incluye cuestiones muy perjudiciales como la posibilidad de incrementar el número de hectáreas elegibles, sin tener en cuenta su dedicación real a la actividad productiva ni tampoco el empleo generado en ellas" y agrega que, "de hecho, se plantea un incremento de superficie en el cual un alto porcentaje no corresponde a hectáreas productivas, ni siquiera para el desarrollo de la actividad ganadera".

Rodríguez y López han recordado, igualmente, que el Gobierno tiene la obligación de acotar el número de hectáreas que vayan a entrar en el nuevo sistema de ayudas, porque "no vale ningún modelo que termine sacando dinero de la agricultura productiva hacia hectáreas que solo pretendan especular con las ayudas sin producir".

En este sentido, los ambos secretarios generales hacen hincapié en que si, finalmente, se aprueba un modelo de ayuda lineal para todas las hectáreas, la medida supondría "la caída del volumen de ayudas que Andalucía ha venido recibiendo históricamente y que ha generado con el esfuerzo de miles de agricultores y ganaderos a través de las millones de toneladas producidas".

Pero tanto Rodríguez como López han recalcado, una vez más, que la reforma de la PAC no puede olvidar por completo la inclusión de mecanismos básicos de regulación de los mercados, algo considerado como "imprescindible y fundamental" por las dos organizaciones. El objetivo, al respecto, es que la PAC establezca unas mínimas normas con las que se permita un equilibrio de la cadena de valor y de los precios sin que los agricultores tengan que esperar a una sequía.

Además, han dejado "muy claro" que con menos ayudas y sin una regulación de los mercados que permita recuperar precio para hacer viable las explotaciones, se producirá un empobrecimiento de la agricultura y de la ganadería, caerá la actividad económica y productiva del campo y, por lo tanto, vendrá el despoblamiento del medio rural andaluz.

Por último, han concluido que la reforma tal y como está planteada por Bruselas no está pensada para los sectores mediterráneos y provocaría un impacto "muy negativo" para el sistema productivo, básico para mantener el empleo y la vertebración del territorio andaluz.

El secretario general de UPA-A, Agustín Rodríguez, ha confirmado que en el tomate industrial y en el algodón "se podrían perder hasta el 60 por ciento de las ayudas que se están recibiendo y su destino sería los eriales, algo que no se puede consentir". Ha agregado que las ayudas tienen que ir dirigidas hacia una agricultura productiva que genere empleo, facturación y que permita seguir exportando a 50 países de todo el mundo los productos de Andalucía".

UPA y COAG también denuncian que Bruselas "no reconoce un elemento peculiar, como es el regadío, que genera casi el 70% de la producción final agraria, y que es esencial para nuestra comunidad, por el nivel de inversiones realizado, la productividad obtenida y el empleo que genera". Recuerdan que el regadío "es, además, una estrategia de Estado, y lo ha sido desde los tiempos de la República, fomentándose la construcción de embalses, la modernización de las estructuras, la innovación, lo que ha provocado un alto nivel de endeudamiento por parte del sector, por lo que el mantenimiento de los apoyos públicos es fundamental para la continuidad del tejido productivo".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:
Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/1784259/0/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios