El 0,22% de la población cántabra padece artrosis de rodilla, mano y columna, según la Sociedad de Reumatología

El coste medio de la artrosis de rodilla y de cadera en España supera los 4.700 millones al año

El 0,22% de la población de Cantabria padece artrosis de rodilla, mano y columna, según un estudio de la Sociedad Española de Reumatología (SER), que señala que Andalucía, Cataluña y Madrid son las comunidades autónomas con más habitantes afectados por este trastorno (con un 2,99% de población afectada, 2,57% y 2,17%, respectivamente).

Tras estas regiones se encuentran Comunidad Valenciana (1,7%), Galicia (1,1%), Castilla y León (1%), País Vasco (0,85%), Canarias (0,72%), Castilla-La Mancha (0,71%), Aragón y Murcia (0,48%), Asturias y Extremadura (0,43%), Baleares, Cantabria y Navarra (0,22%), La Rioja (0,11%) y Ceuta y Melilla (0,03%).

Aunque se sospecha que puede tener una predisposición genética, sin embargo, por el momento, sólo se ha demostrado científicamente que se puede heredar la artrosis de los dedos de las manos.

Mientras tanto, el coste anual de la artrosis de rodilla y de cadera en España es de 4.738 millones de euros, de los cuales, el 46 por ciento corresponde a gastos asistenciales, el 22 por ciento a bajas laborales, el 13 por ciento a ingresos hospitalarios, el 7 por ciento a pruebas diagnósticas y el 5 por ciento a fármacos.

"Este dato equivale a un 0,5% del producto interior bruto español", informa Jaume Puig-Junoy, profesor de la Universitat Pompeu Fabra, autor del libro '¿Quién teme al copago?', quien advierte de que "los costes más importantes son los correspondientes al tiempo perdido (remunerado y no remunerado) y los cuidados informales".

"Si no se tienen en cuenta estos costes se produce una notable infraestimación de los costes sociales de la artrosis", apunta este experto consultado por Europa Press, quien se hace eco de los datos reflejados en el estudio ArtRoCad de la Sociedad Española de Reumatología (SER), en colaboración con la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), y un reciente informe canadiense sobre enfermedades reumáticas.

En el caso del estudio español, uno de los pocos que entra a valorar "el impacto que tienen las enfermedades sobre sociedades e individuos, más allá del gasto sanitario empleado en la prevención, el tratamiento y los cuidados sanitarios", solo se muestran el gasto de las artrosis localizadas en las rodillas y caderas, pero se debe recordar que puede afectar a otras articulaciones como la columna y las manos.

A juicio de este experto, contemplar los efectos de las enfermedades sin tener en cuenta lo que en la sociología se les ha calificado de 'costes invisibles' "supone una grave infravaloración de su impacto".

Por tanto, entiende que ante una enfermedad crónica como es la artrosis los estudios deberían valorar el conjunto de los costes que implica la patología teniendo en cuenta los recursos empleados o perdidos por parte de todos los individuos o entidades que directa o indirectamente se ven afectados por la incidencia y evolución de la enfermedad.

Especialmente las pérdidas de producción (o costes indirectos) que, añade, "representan una pérdida de riqueza para el país y así, una reducción del bienestar social". Volviendo al estudio ArtRoCad recuerda que para pacientes de 50 y más años, en el año 2007, se señalaba un coste anual de 1.502 euros, de los cuales los costes directos representan el 86%.

La artrosis forma parte de las una enfermedad reumática, que se estima generan la mitad de las incapacidades laborales en España; aunque, la realidad es que este proceso es responsable del 30,8 por ciento de las incapacidades laborales permanentes y temporales que se registran en España.

Puig-Junoy, haciendo referencia a un estudio reciente realizado en 2012 en Estados Unidos, que comparaba casi 5.000 pacientes en edad de trabajar con artrosis con otros 35.000 sin artrosis, destaca que los datos claramente mostraban que el absentismo laboral afecta a más del 14% de las personas con artrosis severa.

"Y más de un 30% de los que padecen artrosis moderada y severa a pesar de que acuden al trabajo tienen una productividad reducida por culpa de la enfermedad ("presentismo"); de hecho, los que padecen la artrosis en un grado moderado y severo declaran que la enfermedad reduce en más de un tercio su tiempo de trabajo y las actividades que pueden realizar", añade.

Sin contar el gasto en medicamentos, el coste sanitario de los pacientes con artrosis moderada es casi el doble del de una persona de la misma edad sin artrosis; y llega a ser 3,5 veces superior en un trabajador con artrosis severa. Además, se estima que los que padecen artrosis severa tienen una probabilidad tres veces mayor de acudir a urgencias que el resto de personas sin artrosis, y cuatro veces mayor de ser hospitalizados.

La artrosis es la enfermedad articular más frecuente, lesiona el cartílago articular, y generalmente presenta una evolución lenta y progresiva. En concreto, provoca una reducción del movimiento de la articulación y dolor, principalmente cuando se realiza alguna actividad física y suele disminuir la sintomatología con el reposo en el caso de la artrosis de rodilla o cadera.

Las estimaciones mundiales muestran que un 9,6% de los hombres y el 18% de las mujeres mayores de 60 años padecen artrosis sintomática; en España los datos estimados presentan una población afectada por las artrosis más prevalentes de un modo sintomático en más de 10.000.000 de personas.

El portavoz de la SER, el doctor Jordi Monfort, informa que la más relevante es la prevalencia en artrosis de rodilla que afecta al 10,2% de la población, le siguen la de manos y cadera que rondan el 6% de afectados.

"Entre los tres suman más de 10.000.000 de personas que se quejan a sus médicos, es una tragedia de gran magnitud y de primera importancia sanitaria", explica a Europa Press.

En el desarrollo de esta enfermedad influye la edad, el sexo —la artrosis afecta a una proporción de 3 hombres por cada 5 mujeres— y la raza, si bien, también se ve influenciada por otras causas modificables como pueden ser la obesidad, la sobrecarga profesional o deportiva y algunas enfermedades sistémicas como la diabetes o el hipotiroidismo

Este experto advierte de un aumento de casos en los próximos años debido al envejecimiento progresivo de la población, por este motivo destaca la puesta en marcha de la Estrategia Nacional de Enfermedades Reumáticas, ya que "son necesarios protocolos de actuación que sitúen al paciente en el nivel asistencial que le corresponde".

"Quizá no hemos consensuado guías de actuación entre diferentes niveles asistenciales de una forma nacional, global, por tanto hay cierta desconexión entre el enfermos en Atención Primaría y el enfermos en atención hospitalaria", añade haciendo autocrítica.

Consulta aquí más noticias de Santander.

Comentarios

Hemos bloqueado los comentarios y las correcciones de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios

Escribir comentario o corrección

3000 caracteres pendientes

Introduce el número de la imagen (Código de verificación para prevenir envios automáticos).

Código seguridad

Normas para comentar en 20minutos.es
  • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
  • Por favor, céntrate en el tema.
  • Normas y protección de datos