Ejecuciones 'a domicilio' en China

Imagen promocional del autobús para ejecuciones (Jinguan Group).
Imagen promocional del autobús para ejecuciones (Jinguan Group). (Jinguan Group)
  • Varios autobuses recorren ciudades aplicando el castigo.
  • Aplican la inyección letal.
  • China es el país donde se ejecuta a más personas.

China, el país donde más ejecuciones se llevan a cabo y desde este año cuenta con una flota de autobuses diseñados para aplicar el castigo. En 2005 el país ejecutó a 1.770 personas, según Amnistía Internacional. Mira en este vídeo cómo es el autobús por dentro.

Los fabricantes del 'autobús de la muerte' (la empresa Jingua, entre otros) contaron a USToday que su producto es una "alternativa civilizada" al tiro en la nuca, pues en el interior de los patíbulos ambulantes lo que se utiliza es la inyección letal.

No obstante, el tiro en la nuca se sigue empleando mayoritariamente en China.

Cada autobús cuesta entre 35.000 y 73.000 euros
Cada autobús cuesta entre 35.000 y 73.000 euros (depende del tamaño), y está dividido en tres partes: la zona del conductor, una zona de observación y la sala de ejecución.

En ésta última área hay una camilla rodeada de asientos, un lavabo y un equipo para esterilizar jerniguillas.

En la zona de observación, separada por una mampara del área de ejecución, caben seis personas. Una de ellas es siempre un oficial que da órdenes por walkie-talkie.

Todas las ejecuciones son grabadas en vídeo y luego ofrecidas a los agentes de la ley de cada pueblo.

Los fabricantes calculan que este sistema supone un gran ahorro para los ayuntamientos, que no tienen que construir instalaciones permanentes para ejecuciones.

Publicada en la dirección url http://www.20minutos.es/noticia/160169/0/autobus/chino/ejecuciones/ accede a la noticia online capturando este código en tu móvil Código QR

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios