The visitor

The visitor - Cartel
Título V.O.
:
The visitor
Año de producción:
2007
Distribuidora:
Columbia Tristar Home Video
Género:
Drama
Clasificación:
No recomendada menores de 7 años
Estreno:
13 de marzo de 2009
Director:
Thomas McCarthy.
Guión:
Thomas McCarthy.
Música:
Jan A.P. Kaczmarek
Fotografía:
Oliver Bokelberg
Intérpretes:
Richard Jenkins (Walter Vale), Hiam Abass (Mouna), Haaz Sleiman (Tarek), Danai Gurira (Zainab)

Fotogramas de la película

Sinopsis

El profesor universitario Walter Vale parece haber perdido la vocación por la enseñanza. Ha intentado cultivarse en otras artes, siempre de modo infructuoso, así que cuando la universidad le envía a una conferencia en Manhattan, decide aceptar. Nada más llegar a su apartamento de Nueva York, se encuentra a una pareja viviendo. Tarek, de nacionalidad siria, y su novia senegalesa han caído en una estafa inmobiliaria y no tienen adónde ir. Walter aceptará que se queden y descubrirá otro mundo.

Thomas McCarthy. director de la independiente "Vías cruzadas", regresa a la gran pantalla con "The visitor", una película que él mismo ha escrito. La idea le surgió de sus viajes a Omán y Líbano, donde conoció el trasfondo humano de los conflictos políticos, pero también de una vieja ilusión: contar la historia de un veterano profesor sin vocación. Todo ello encaja a la perfección en este drama de personajes que ahonda en los problemas de cuatro vidas cruzadas por el destino, sin dejar de lado temas de candente actualidad como la inmigración.

La excelente labor de Richard Jenkins (En tierra de hombres) al frente del reparto le valió la nominación al Oscar al mejor actor en la pasada edición de los galardones. Sin embargo, también cabe destacar el trabajo de dos intérpretes semidesconocidos que se enfrentan a su primer gran papel: Haaz Sleiman y Danai Jekesai Gurira. Junto a ellos, Hiam Abbass (Conversaciones con mi jardinero). "The visitor" ganó uno de los tres premios Independent Spirit Awards a los que estaba nominado: el de mejor director.

Crítica

Tom McCarthy situó a gran altura el listón con su deliciosa ópera prima "Vías cruzadas" entre raíles viejos y apeaderos desiertos, modeló uno de los ejemplos más saludables y sentimentalmente puros de cine indie made in USA probablemente del último lustro. Lo de "The visitor" es la reválida. Nuevamente en torno a los cortocircuitos relacionales de la sociedad moderna, la incomunicación patológica, la inadaptación y la búsqueda consciente o inconsciente de la libertad como valor absoluto, McCarthy teje una cálida miniatura humanista en la que se permutan los modelos. Richard Jenkins (memorable al punto de agotar todos los adjetivos) hereda el peregrinaje huraño y desarraigado de Peter Dinklage en "Vías cruzadas", reencontrándose conmigo mismo en la impudorosa apertura hacia el mundo exterior, hacia la mano tendida de los extraños.

Las películas de McCarthy son humanistas en el sentido más amplio que el término consiente. Lavida es perra, ingrata y tiene sabor amargo, pero sus entrañables microcosmos sociales arrojan luz sobre una humanidad interconectada, sobre una filantropía incondicional que, sin maniqueísmos ni excesos sentimentaloides, enciende la mecha de una firme creencia en el hombre, en el ser humano y en su inagotable capacidad para obrar con bondad que contrasta, en el reverso opuesto, con su no menos profunda destreza para obrar con inquina (véanse los crueles lugareños que caricaturizaban con saña el enanismo del personaje principal de "Vías cruzadas", o los burócratas que arruinan vidas firmando un papel en "The visitor").

Pero con su segunda propuesta McCarthy da un paso más en la búsqueda de una identidad propia como cineasta. Más allá de la espléndida humanidad que mana a chorros de sus entrañables imágenes, "The visitor" esconde una aguda reflexión nada complaciente sobre cierto estado de las cosas post 11 S, en torno a una nación paranoica, que desprecia la constructiva diversidad y se deshumaniza y aliena por culpa de una psicosis nacional y colectiva que se ceba con el inmigrante. Sí, "The visitor" habla de inmigrantes honrados y de corazón puro pero sin ternurismos de saldo. Todos y cada uno de los personajes que pululan a lo largo y ancho de esta hermosa película son de verdad, de carne y hueso, reales y perfectamente reconocibles.

Y es así gracias a que McCarthy es un director serio, preciso y extraordinariamente sensible. Su última película es película de pocos diálogos y cortos. McCarthy es un romántico que aún confía en la elocuencia de la imagen desnuda. Y en ese sentido se distancia radicalmente de los nuevos modelos verborreicos y discursivos, enfáticos y dicharacheros del cine indie contemporáneo. Su película no necesita notas a pie de página porque el discurrir armónico y cadencioso de sus imágenes habla por los codos.

Como por los codos habla el desarmante hieratismo del proverbial Richard Jenkins, al fin en posesión de un personaje a la altura de su incomparable talento. McCarthy se lo regala pero él lo nutre de vida y contradicciones tambor en mano, en un titánico esfuerzo por reconcilarlo con la vida y enchufarlo a la corriente eléctrica de la integración. La del hombre con el hombre, la del ser humano con la humanidad circundante. El resultado es una composición y, en términos globales, una película, difícilmente olvidable.

Últimas películas del género Drama
3 Comentarios
Suscribirse por RSS

Escribir un nuevo comentario

1 Comentario oculto Leer comentario
porte
1
Avatar de porte
porte, 23.03.2009 - 11.02h

    Me sorprendió muy agradablemente esta película. El personaje de Richard Jenkins es de una interpretación genial.

    2 Comentario oculto Leer comentario
    Dice ser vir
    2
    Avatar genérico
    Dice ser vir, 13.04.2009 - 00.12h

    Soberbia la interpretacion de Richard Jenkis. La humanidad de los personajes, de tan humana, desconcierta y conmueve con ternura sincera, alejada de sentimentalismos. Una denuncia social necesaria y mas necesaria aun la esperanza de la posibilidad de vivir otras vidas mas reales y anheladas . La simplicidad factible de las relaciones entre personas bondadosas per se que co-existen y exhisten en un mundo que se embellece en si mismo por su propia existencia

    3 Comentario oculto Leer comentario
    Dice ser Angel
    3
    Avatar genérico
    Dice ser Angel, 07.05.2009 - 15.10h

    A mi me ha emocionado la historia pues vivo algo similar con mi novia. Los malditos burocratas te hacen la vida imposible e incluso te hacen dificil elegir con quien casarte.

    Si no naciste en un determinado lugar ya eres un criminal.

    No es un problema solo de USA.. es un problema oculto en la socidad Española.

    Escribir comentario o corrección

    3000 caracteres pendientes

    Introduce el número de la imagen (Código de verificación para prevenir envios automáticos).

    Código seguridad

    Normas para comentar en 20minutos.es
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos