Deseos para el año nuevo

Poder circular por las aceras y cruzar por los pasos señalados sin jugarme el tipo, porque alguien ha dejado el coche mal aparcado. Este deseo se hace más fuerte cuando llevas el carro de la compra, un cochecito de bebé o una silla de ruedas. Poder celebrar todas las fiestas religiosas o no, sin que nadie se sienta ofendido. No entiendo que mi alegría sea religiosa o no pueda molestar a nadie, a mí no me molesta que los demás celebren Navidad, el ramadán, la fiesta del perdón, la Pascua, el año nuevo chino, o que busquen alcanzar el nirvana, o le ofrezcan vítores a Odín, me alegro con su alegría y me entristece su pena.
Si estos deseos sencillos te parecen inalcanzables, tal vez seas tú parte del problema. No quiero vivir en la casa grande de Pin y Pon, o en el país de Oz, quiero que mi mundo sea más sencillo y más fácil, ¿me ayudas?

Hemos bloqueado los comentarios de este contenido. Sólo se mostrarán los mensajes moderados hasta ahora, pero no se podrán redactar nuevos comentarios.

Consulta los casos en los que 20minutos.es restringirá la posibilidad de dejar comentarios